Reach Us +44-7456-542794

Variabilidad del Consumo de Drogas en Estudiantes de la Carrera de Química y Farmacia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras 2016

Bertha C Beltrán-Matute1, Pavelka Oseguera-Lazo1, Isabela Coello-Paz1 Omar Posas-Mejía1, Luis García-López1, Esther Lanza1, Claudia Alvarado1 and Fawed-Reyes2

1Doctor en Medicina y Cirugía, Facultad de Ciencias Médicas, Universidad Nacional Autónoma de Honduras, Tegucigalpa, Honduras

2Licenciado en Enfermeria en Ejercicio Profesional, Asociación Estudiantil de Enfermeria Científica Universitaria, Universidad Nacional Autónoma de Honduras

Corresponding Author:
Fawed-Reyes
Licenciado en Enfermeria en Ejercicio Profesional
Asociación Estudiantil de Enfermeria Científica Universitaria
Universidad Nacional Autónoma de Honduras
E-mail: fawedreyes@gmail.com

Fecha de recepción: June 23, 2016; Fecha de aceptación: July 06, 2016; Fecha de publicación: July 11, 2016

 
Visit for more related articles at Archivos de Medicina

Abstract

Introducción: en la actualidad el aumento de uso de estimulantes ha denotado un aumento, incluso de aquellos que requieren prescripción médica, la necesidad de disminuir el estrés producido por el ingreso a la universidad, mejorar el rendimiento académico, disminuir las horas sueño, el aumento de las presiones académicas, financieras y sociales, hace a los estudiantes más susceptibles al abuso de sustancias que generan dependencia.

Metodología: Estudio Descriptivo Transversal. La población en estudio estuvo conformada por 325 estudiantes de la Facultad de Química y Farmacia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras. A esta población se le realizo una encuesta respectivamente. Se utilizo el software estadístico EpiInfo versión 7.1.1.14.TM

Resultados: con respecto al género de los encuestados el 67.08% (218) son mujeres, las edades en un rango de 16-21 años conforman el 71.07% (231), la procedencia es en su mayoría urbana con un 69.23% (225), del total de participantes el 57.54% (187) niegan hacer consumo de drogas, del restante 42.46% (138), el año academico que mas consumen estupefacientes es el tercer año con 36.23% (50), de los que si consumen se encuentra la marihuana con 8.92% (29) de las drogas ilícitas, por otro lado en las licitas lidera la estadística el alcohol con un 30.46% (99). De acuerdo al sexo se denota que las mujeres hacen más consumo de drogas en un 54.34% (75), existe un patrón relefo y es que de los que afirman consumo de estupefacientes el 28.30% (92) aseguran que en sus hogares existe un familiar que consume drogas, también que el 45.65% (63) de los que hacen uso de drogas sus padres están divorciados.

Conclusión: Se conoce que aunque la prevalencia de consumo de drogas independientemente sea licitas e ilícitas existe casi un 50% de uso de estas sustancias, una cifra alarmante puesto que la mitad de los estudiantes admiten hacer uso de cualquiera de estas.

Keywords

Crack Cocaine; Alcoholism; Substance addiction; Drug addiction;
Alcohol addiction

Introducción

La Organización Mundial de la Salud define droga como toda aquella sustancia de origen natural o sintético que introducida al organismo vivo puede modificar una o más de las funciones de éste [1]. Aplicado al alcohol y otras drogas, el término implica una necesidad de consumir dosis repetidas [2]. El problema mundial de las drogas se hace más evidente si se tiene en cuenta que más de 1 de cada 10 consumidores de drogas (27 millones de personas) es un consumidor problemático que sufre trastornos ocasionados por el consumo de drogas [3]. Según esta definición, son consideradas drogas, tanto a las de uso legal (café, tabaco y alcohol), como las de uso ilegal (marihuana, cocaína, clorhidrato de cocaína, PBC, heroína, etc.). Ello implica considerar que la población asocia frecuentemente el consumo de estas sustancias con las drogas ilegales, aunque en realidad, en la adolescencia el consumo predominante es el de las drogas legales, especialmente el alcohol y el tabaco [1] La OMS las ha agrupado según sus efectos, es decir, según induzcan pautas de comportamientos similares en los consumidores, por lo tanto, las drogas pueden ser: Estimulantes: aquellas que aceleran o estimulan el funcionamiento del sistema nervioso central. Depresoras: aquellas que desaceleran el funcionamiento y la velocidad de la actividad mental y de ciertas funciones físicas y Alucinógenas: las que distorsionan la percepción de la realidad, que alteran significativamente la química cerebral, generando alteraciones visuales, táctiles y auditivas.

Aproximadamente 246 millones de personas (una de cada 20 personas) de edades comprendidas entre los 15 y 64 años, consumieron drogas ilícitas en 2013. El problema mundial de las drogas se hace más evidente si se tiene en cuenta que más de 1 de cada 10 consumidores de drogas (27 millones de personas) es un consumidor problemático que sufre trastornos ocasionados por el consumo de drogas o drogodependencia. Prácticamente la mitad de estos, consumen drogas inyectables, y se estima que 1,65 millones de ellos estaban afectados por el VIH en 2013 [3]. Dentro de los adultos jóvenes entre las edades de 15 y 35 años, las sustancias más utilizadas en los países europeos son alcohol y tabaco, seguidas por marihuana [4]. Según el Informe del Uso de Drogas en las Américas 2015, más del 60% de los estudiantes universitarios han probado el alcohol por lo menos una vez en su vida, del 6 al 31% marihuana y del 9.4 al 24% tabaco [5] En el caso de El Salvador el 70,8% de los estudiantes universitario declara haber consumido algún tipo de droga a lo largo de su vida, tanto lícitas como ilícitas [6]. El consumo de drogas en jóvenes universitarios es un conjunto de comportamientos que engloban a los procesos de aprendizaje, agentes culturales y de socialización, tales como la familia, el grupo de pares, la espiritualidad y la industria del entretenimiento son algunas de las instituciones sociales a los que los adultos jóvenes están expuestos cotidianamente y que llegan a generar una influencia cognitiva de real importancia en el proceso de toma de decisiones.

El consumo de sustancia psicoactivas y estimulantes es una tendencia en los estudiantes universitarios que va en aumento debido factores culturales y socioambientales proveniente de los fallidos sistemas de salud, educativos y familiares. Los estudiantes universitarios tienden a consumir drogas por el estrés académico que generan, sus horarios de clase, la situación de violencia que afecta al país, la falta de recursos económicos y/o problemas familiares, por lo que es competente evaluar las diversas aristas que orillan a este grupo etario a tomar este tipo de decisiones. Es por ello que se persigue el objetivo de determinar la frecuencia del consumo de drogas licitas e ilícitas y sus factores asociados en estudiantes de la Carrera De Química y Farmacia de la UNAH en el primer periodo académico del 2016.

Metodología

El presente estudio se cataloga como un estudio descriptivo transversal.

Población en estudio

Fueron los Estudiantes de la Facultad de Química y Farmacia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, de todos sus años académicos.

Participantes

Se consolido un grupo de 325 estudiantes, a partir de un muestreo por conveniencia, sin tener en cuenta el género, e incluyendo un rango de edad de 16 años a >30 años, los criterios de inclusión se definieron como: estudiantes que sean específicamente de la carrera de Química y Farmacia y que hayan aceptado de manera voluntaria participar con el estudio. Como criterio de exclusión se estableció aquellos estudiantes que no estén matriculados en el periodo académico. En toda la población se procedió a la firma de un consentimiento informado previo para su participación.

Consideraciones éticas

Todos los participantes de la investigación están certificados por el CITIProgram de la Universidad de Miami en Ética en la Investigación de las buenas prácticas clínicas, el estudio se clasifica de riesgo mínimo, debido a que no se produjo ningún tipo de daño de la integridad física ni psicológica y se aplico un consentimiento informado previo a la participación del estudio.

Plan de análisis

Se utilizo el software estadístico EpiInfo™ versión 7.1.1.14. Realizando pruebas estadísticas de frecuencias y porcentajes, y ejecutando análisis univariados y bivariados.

Resultados

Características de la población participante

Las características sociodemograficas son muy variadas en estos grupos, se estudio una muestra de 325 estudiantes, 231 (71.01%) de ellos oscilan entre las edades de 16-21 años, siendo esta el índice más alto. El sexo femenino fue de 218 (67.08%) y el masculino fue de 107 (32.92%), referente a la procedencia 225 (69.23%) son de zonas urbanas y en cuanto al año académico que estos cursan 103 (31.69%) pertenecen al tercer año académico de sus carreras.

De la problemática actual

De las drogas ilícitas y licitas que mas consumen los estudiantes, dentro de la categoría Ilícitas encontramos que la Marihuana es la de mayor consumo con 29 (8.92%) sujetos que afirman hacer uso de ella. En cambio en la categoría Licitas, el Alcohol es la droga que mas se consume con 226 (69.54%), mismo que predomina y encabeza toda la tabla, seguida del tabaco con 48 (14.77%) (Tabla 1).

  Si No
Tipo de droga F (%) F (%)
Ilícitas
Anfetaminas 0 (0%) 325 (100%)
Cocaína y Crack 2 (0.62%%) 323 (99.38%)
Marihuana 29 (8.92%) 296 (91.08%)
Licitas
Alcohol 99 (30.46%) 226 (69.54%)
Tabaco 48 (14.77%) 277 (85.23%)

Tabla 1: Frecuencia de las drogas licitas e ilícitas más utilizada por los estudiantes.

Del total de los informantes que consumen drogas 75 sujetos son del genero femenino y 63 son masculinos, 187 sujetos entre mujeres y hombres no consumen drogas (Tabla 2).

  Sexo  
Ha consumido alguna vez alguna droga femenino masculino Total
No 143 44 187
Yes 75 63 138
TOTAL 218 107 325

Tabla 2: Distribucion del consumo según sexo, N(325).

Del total de los informantes que consumen drogas 75 sujetos son del género femenino y 63 son masculinos, 187 sujetos entre mujeres y hombres no consumen drogas (Tabla 3).

  Sexo  
Ha consumido alguna vez alguna droga femenino masculino Total
No 143 44 187
Yes 75 63 138
TOTAL 218 107 325

Tabla 3: Distribucion de consumo de acuerdo al sexo, N(325).

Con el objetivo de medir como influye la Disfunción Familiar como factor detonante del consumo de drogas, se encuentra que 63 sujetos afirman que sus padres están divorciados, por otro lado 75 sujetos afirman que sus padres aun permanecen juntos y consumen drogas (Tabla 4).

              Ha consumido alguna vez alguna droga  
¿Sus padres están divorciados? Yes No Total
Yes 63 54 117
No 75 133 208
TOTAL 138 187 325

Tabla 4: Distribucion del consumo emparentado a la disfunción familiar, N(325).

Discusión

Las características sociodemograficas son muy variadas en estos grupos, se estudio una muestra de 325 estudiantes, 231 (71.01%) de ellos oscilan entre las edades de 16-21 años, siendo esta el índice más alto. El Alcohol es la droga que más se consume con 226 (69.54%), mismo que predomina y encabeza todos los índices, seguida del tabaco con 48 (14.77%). Dentro de los adultos jóvenes entre las edades de 15 y 35 años, las sustancias más utilizadas en los países europeos son alcohol y tabaco, seguidas por marihuana [4] Según el Informe del Uso de Drogas en las Américas 2015, más del 60% de los estudiantes universitarios han probado el alcohol por lo menos una vez en su vida, del 6 al 31% marihuana y del 9.4 al 24% tabaco [5]. En el caso de El Salvador el 70,8% de los estudiantes universitario declara haber consumido algún tipo de droga a lo largo de su vida, tanto lícitas como ilícitas [6]. En cuanto al tabaco, se estima que hay cerca de 1300 millones de fumadores (43% hombres y el 12% mujeres) [7,8]. Por otro lado los estudiantes secundarios presentan mayor consumo de marihuana que de tabaco [9] y poseen la capacidad de distorsionar la realidad y alterar significativamente la química cerebral y con ello todo el sistema nervioso presentando episodios de amnesia anterógrada [10].

La estadística refleja que quienes más hacen consumo de drogas pertenecen al primero y tercer año, que juntos suman 81 sujetos del total de la muestra. La minoría se encuentra en los estudiantes del quinto año (último año académico). Los factores de riesgo social surgen una presión para hacer uso de las distintas drogas, sin embargo, 257 (77.54%) de los sujetos entrevistados afirman que “Las drogas son algo secundario y minoritario”, seguido de 51 (15.69%) que opinan que “Todo depende de las drogas que se consuman”. Con el objetivo de medir como influye la Disfunción Familiar como factor detonante del consumo de drogas, se encuentra que 63 (19.38%) sujetos afirman que sus padres están divorciados, por otro lado 75 (23.07%) sujetos afirman que sus padres aun permanecen juntos y consumen drogas. Lo que enmarcan las investigaciones es que el consumo de drogas en jóvenes universitarios es un conjunto de comportamientos que engloban a los procesos de aprendizaje, agentes culturales y de socialización, tales como la familia, el grupo de pares, la espiritualidad y la industria del entretenimiento son algunas de las instituciones sociales a los que los adultos jóvenes están expuestos cotidianamente y que llegan a generar una influencia cognitiva de real importancia en el proceso de toma de decisiones [11]. el consumo inicial asociado al uso experimental, social, regular, continuo, intermitente, intenso y compulsivo [12]. durante el desarrollo del uso o abuso de drogas este gana prominencia en la vida del estudiante por lo tanto el deseo de alcanzar un grado universitario se puede volver secundario [13]. En Estados Unidos Se ha estimado que el consumo de bebidas alcohólicas en las instituciones de educación superior puede relacionarse anualmente con la muerte de 1400 estudiantes, 500,000 lesiones, 600,000 agresiones físicas y 70,000 agresiones sexuales [14]. Los factores de riesgo psicosociales que intervienen en la aparición de trastornos por consumo de drogas incluyen los modelos de consumo de drogas que aportan los padres, los conflictos familiares, la falta de supervisión por parte de los progenitores, las relaciones con los compañeros y los sucesos vitales estresantes [15-17].

De acuerdo al grupo estudiado 92 (28.30%) refieren que existe en su familia alguien que consume drogas y ellos también afirman hacer uso de la misma, por otro lado, 103 (31.69%) afirman que nadie en sus hogares realiza esta práctica y niegan hacer uso de drogas. La Teoría del Aprendizaje Social contempla los efectos de las redes de asociación, de manera que aquellas personas con las cuales se interactúa habitualmente, delimitan patrones de conducta que al ser observados de manera repetida tienen más probabilidades de ser aprendidos [18]. Por ejemplo, en la mayoría de modelos de inicio del consumo de tabaco se incluye tener familiares e iguales fumadores como un factor predictor, tener padres que fumen “abren la puerta” al consumo de tabaco de sus hijos. También existe la asociación entre el número de fumadores existentes que hay en el hogar y el inicio en el consumo. Se han identificado además otros condicionantes cognitivos que podrían contribuir a la consolidación de la conducta de fumar entre los jóvenes, como una mayor seguridad y confianza y mayor facilidad para relacionarse, utilizando el cigarrillo como un recurso para interactuar con sus iguales [18].

Conclusiones

El consumo de drogas dentro de la facultad se ve por mucho asociado al entorno social y del núcleo familiar, aunque el consumo se halla en un porcentaje menor al 50% del total de los encuestados se acerca mucho a la mitad y es un indicador que este patrón de comportamientos viene arraigado desde los hogares de los que ven como ejemplos dentro de sus residencias.

El uso de estupefacientes con un nivel de mayor daño como ser la cocaína y heroína que poseen un nivel más alto de generar adicción y detrimento de la integridad sanitaria del quien las consume aun no denota una incidencia considerable, sin embargo se infringe en el uso de la marihuana como droga ilegal, la generación de nuevas estrategias por parte de las autoridades sanitarias aun no genera impactos de concientización por parte de la comunidad estudiantil.

Esta claro que las presiones académicas juegan un rol fundamental para optar por la ingesta de diversos tipos de narcóticos, estos al generar un grado de alivio y disminuir los niveles de estrés que sufre esta población en estudio.

Agradecimientos Al establecimiento educativo Universidad Nacional Autónoma de Honduras UNAH por abrirnos las puertas para la realización del estudio y la aplicación del instrumento. A los alumnos de la asignatura de anatomía Macroscópica de la carrera de química y farmacia, que de forma voluntaria decidieron participar en el estudio así como el tiempo invertido y disposición.

Conflictos de interés

En la realización del presente trabajo, ninguno de los autores declara conflicto de interés.

Referencias

Select your language of interest to view the total content in your interested language

Viewing options

Post your comment

Share This Article

Flyer image
journal indexing image
 

Post your comment

captcha   Reload  Can't read the image? click here to refresh